Futbol, creo en ti

Futbol, creo en ti
Fernando Schwartz

HOY más que nunca: futbol, creo en ti.

Hoy más que nunca quiero que me demuestres que mientras el balón esté rodando los 90 minutos, que gane el mejor, que haya honestidad de los 22 en la cancha, que los tres del cuerpo arbitral tomen las mejores decisiones, y que los de pantalón largo en cada uno de los bandos, sirvan a sus intereses sin importar que tengan el mismo patrón.

Hoy, Necaxa, en situación de extrema peligrosidad, y San Luis, tras quedar al margen de la liguilla, deberán ir por sus objetivos en el terreno de juego.

Del lado de San Luis hay quienes vistieron la camiseta necaxista, y del lado necaxista es factor común. El técnico que estuvo en San Luis hoy es del Necaxa, y el que maneja a los potosinos fue auxiliar del primero muchos años, pero así es el mundo del balón, y aún así: futbol, creo en ti.

Muchas veces me hiciste dudar y quedé asqueado en aquella Copa del Mundo de Argentina, donde Brasil había vencido a Polonia 3-0 y Argentina necesitaba 6 goles, y los consiguió gracias a Quiroga, del Perú.

Aún recuerdo cuando en el Mundial de España 1982, Alemania y Austria jugaron el partido del tongo, para con un empate a cero asegurar el pase a la siguiente ronda. Aún recuerdo cuando Rojas fingió ser herido por una bengala en Maracaná, queriendo propiciar la derrota de Brasil.

Hoy no quiero recordar nada de eso en el Lastras Ramírez, y sin embargo, cuando del descenso se trata en el futbol mexicano, nos pintamos solos.

Ahí está el célebre partido Cruz Azul contra Jaguares para enviar fuera a Colibríes. Ahí está la desaparición de Irapuato por el joyero Meyer, o el Querétaro de los Vázquez Mellado.

Ahí está aquella liguilla de promoción para mantener al Atlante en Primera División; ahí está la caída de equipos a la Primera 'A', que inmediatamente continuaron en Primera por la compra de una franquicia. Ahí está aquella fenomenal bronca de un Pachuca-Cobras. Ahí está lo que pasó con León en la época de Carlos Ahumada y del gordo que antes lo tenía.

Sí señores. Hoy, futbol, creo en ti, y espero que después de los 90 minutos en el Lastras Ramírez, y los 90 minutos de la última jornada en el Azteca, pueda continuar reafirmando este pensamiento.

Porque cada Clausura donde hay un descenso de por medio, más allá del porcentaje, muchos factores juegan, y si estos no son honestos en el renglón que a cada uno le corresponde, entonces el creer en el futbol será sólo una utopía o una fantasía.

Comentarios

  1. Yo si creo en el futbol... nunca he creido en juegos arreglados ni cosas asi, ah no ser claro que estemos hablando de arbitrajes y de cierto equipo amarillo.

    Saludos

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Si no tienes una cuenta de Google, puedes comentar poniendo la opción de Nombre/URL para que puedas poner tu nombre o algun enlace a tu cuenta de Twitter, Facebook u otras. No seas un anónimo más.